Knight Fever, una aventura con gráficos pixelados

Valora éste artículo



Hoy vamos a hablar de uno de esos juegos que puede despertar la nostalgia por los juegos clásicos de gráficos pixelados. En Knight Fever se recurre una vez más a la estética retro para tratar de captar la atención de los jugadores y lo cierto es que lo consigue.

Knight Fever, una aventura con gráficos pixelados

El videojuego de Knight Fever se puede incluir dentro del género de RPG por el sistema de niveles de los héroes y la posibilidad de ir mejorando sus habilidades y equipamiento. En cuanto al sistema de juego es quizás el aspecto más pobre y el verdadero punto débil de este juego, pero aún así vale la pena probarlo. El juego ocupa unos 90MB por lo que si dispones de una conexión WiFi en pocos minutos ya estarás jugando.

En primer lugar debes descargarlo desde la Play Store:

Knight Fever para Android, comienza una aventura al estilo clásico.

Tras iniciar el juego por primera vez se descargan datos adicionales, pero de poco peso. Cuando vamos a iniciar la primera partida, el propio juego nos da la posibilidad de acceder con nuestra cuenta de Google, de Facebook o como invitado. Si elegimos la opción de invitado, nos advierte de que puede haber limitaciones a la hora de recuperar la cuenta, por lo que lo recomendable es usar alguna de las otras dos opciones.

Al principio todo es confuso en el juego, demasiadas opciones, parámetros y objetos que no sabemos muy bien para que sirven. Además, el juego sólo está disponible en inglés, algo que no nos ayudará. De todas formas, tras unos minutos jugando ya sabemos más o menos el funcionamiento.

Mecánica de juego de Knight Fever.

Este es el apartado que menos me ha gustado del juego, ya que me parece simple y hasta me atrevería a decir que imperfecto. Se nos presentan en pantalla cuatro carriles situados uno encima del otro, mientras nos desplazamos con nuestros héroes por ellos.

A medida que avanzamos van apareciendo monstruos, los cuales tendremos que eliminar con los ataques de nuestros héroes. Podemos intercambiar de carril los héroes deslizando hacia arriba o hacia abajo. En los cambios de carril de héroe, muchas veces el sistema falla y puede llegar a ser frustrante.



Los ataques básicos de los héroes son automáticos, tan sólo podemos decidir cuando lanzar el ataque especial. Cada personaje dispone de dos barras, una nos muestra la vida del personaje y la otra se va recargando poco a poco para poder lanzar el ataque especial cuando se llena completamente.

Para lanzar un ataque especial tendremos que pulsar sobre el personaje. Debemos asegurarnos de que usamos en el momento adecuado los ataques especiales o podremos desaprovechar esta habilidad inútilmente.

Los elementos RPG son los que salvan al juego: experiencia, objetos, equipo, etc.

Tras ver la mecánica simple y monótona del juego, nos adentramos en el aspecto más sobresaliente del juego, que son sus toques de RPG.

No podía falta la experiencia, con la que podemos ir subiendo de nivel a los personajes y aprendiendo nuevas habilidades al mismo tiempo que también incrementamos su poder.

Cada personaje puede llevar una equipación única, que le permite realizar ataques más poderosos.

Lo bueno y lo malo de Knight Fever para Android.

La parte positiva de este juego es que resulta adictivo y una vez empieces una partida querrás evolucionar tus héroes o conseguir nuevos personajes para evolucionarlos. Plantea el desafío de conseguir todos los héroes y subirlos de nivel para superar los diferentes retos.

La parte mala es la habitual en este tipo de juegos, su diseño está enfocado en los pagos dentro de la app y en “posibilitar” la obtención de recursos visualizando publicidad. Tengo claro que Knight Fever es un juego gratuito, pero personalmente me hubiese gustado un juego de pago con un sistema de lucha más elaborado y una historia que me atrape.




Te puede interesar: